Puntos de vista

30 de septiembre del 2019

Te ofrecemos artículos escritos por las y los líderes de la región latinoamericana.

¿Qué es un patrocinador de carrera y por qué es importante tener uno?

Desde hace poco tenemos datos sobre la diferencia en las tasas de promoción para varones y mujeres. Si miramos el panorama organizacional, podemos ver que de los hombres y mujeres profesionistas que intentan llegar a posiciones de liderazgo, más hombres que mujeres tienen un patrocinador en el trabajo.

Durante muchos años, a las mujeres se les dijo que solo necesitan un mentor para obtener mejores puestos. Si bien los mentores son útiles, y por supuesto, las animo a tener mentores, hay que tener en cuenta que tener un mentor no es sustituto de tener un patrocinador.

Tener un patrocinador es más importante que tener un mentor

Los mentores brindan valiosos consejos sobre la carrera profesional, de una manera más personal. Por el contrario, un patrocinador habla de usted en público, trabaja con usted para identificar el próximo movimiento correcto y la ayuda a obtenerlo. El propósito de un patrocinador es obtener resultados.

Las mujeres exitosas saben que las promociones no se basan únicamente en el desempeño, y los puestos no siempre van a los “más merecedores” (como sea que este término esté definido). Las mujeres también saben que un patrocinador puede marcar la diferencia entre el estancamiento y el progreso.

Características de un buen patrocinador

De acuerdo con el Harvard Business Review, un patrocinador es un gerente sénior con influencia en su institución que tiene la capacidad de hacer que sus empleado/as apadrinado/as sean considerado/as para oportunidades prometedoras y promociones. Tenga en cuenta: las características distintivas críticas de un patrocinador son antigüedad, influencia y poder

Los patrocinadores son líderes ambiciosos con su propia agenda y buscan tener éxito. Patrocinan a personas que pueden ayudarles a alcanzar sus objetivos. Es una alianza estratégica basada en la confianza y el respeto mutuo.

A fines de la década de 1990, durante mi tiempo trabajando en el Banco de América, recuerdo con cariño a uno de mis primeros patrocinadores, Doug Cruickshanks, quien en ese momento era el Presidente del Banco de Virginia. Doug me ayudó a abrir muchas puertas al darme tareas desafiantes que a menudo culminaron en presentaciones a los más altos niveles de gestión ejecutiva, lo que me permitió exponerme a los tomadores de decisiones clave que podrían influir en mi carrera.

Cómo encontrar a un patrocinador

Algunas instituciones crean programas formales de patrocinio para facilitar las asignaciones profesionales para empleado/as de alto potencial. Si su organización no tiene dicho programa, la invito a identificar a su propio patrocinador.  

Pero antes de buscar uno y pedir ayuda, debe hacerse 4 preguntas:

  1. ¿Soy una persona de alto rendimiento que trabaja en su desarrollo profesional y muestra iniciativa en el trabajo y en asumir nuevas tareas?
  2. ¿Me consideran alguien que hace contribuciones significativas a mi organización?
  3. ¿Soy conocido por este patrocinador potencial y bien pensado por ellos? (Las formas de darse a conocer incluyen el voluntariado para trabajar en proyectos, comités, iniciativas y / o actividades comunitarias en las que el patrocinador potencial lidera, invierte y siente pasión).
  4. ¿Sé en general cómo me gustaría que se desarrollara mi carrera y qué tipo de roles futuros me gustaría tomar, y los conozco con claridad para poder articularlos con mi patrocinador potencial?

Si responde afirmativamente a todas las preguntas anteriores, entonces puede (sola o por medio de un mentor) buscar un líder senior en su organización o institución con el poder y la influencia para servir como su patrocinador y ayudarla a avanzar en su carrera.

Si no puede responder afirmativamente a las 4 preguntas, trabaje en ellas antes de acercarse a un patrocinador.

El secreto para mantener a un patrocinador

No le pida a alguien que se convierta en su patrocinador. Realice acciones para ayudarle uno o varios posibles patrocinadores a tener éxito y acepte asumir las tareas que le asignan. Luego, asegúrese que sus posibles patrocinadores sepan lo que ha logrado y lo que quiere hacer.

Los patrocinadores comenzarán a pedirle que forme parte de sus iniciativas y se asegurarán de que sea reconocida.

El camino hacia el éxito profesional está pavimentado por los patrocinadores.

Esta es una traducción y adaptación del texto de Rania: Do you have a sponsor? Agradecemos a Rania por dejarnos adaptar y traducir su texto.

 

Para saber más del tema, la invitamos a mirar el webinar que Red PROLID realizó con la autora de este post, Rania Anderson, haciendo clic en la siguiente imagen:

 

pat

 

 

 

 

Sígueme: Twitter
Tema: Liderazgo
Tipo de recurso: Puntos de vista, blogs


Rania Anderson

Coach ejecutiva y autora

Rania ha apoyado a hombres y mujeres con mentalidad de éxito en los Estados Unidos y en economías emergentes, sobre todo a trabajar y liderar juntos. Ella es la autora de varios libros, siendo el último: WE: Men, Women, and the Decisive Formula for Winning at Work. Para saber más de Rania visita su página web: thewaywomenwork.com

Para poder comentar es necesario que inicies tu sesión o te registres en Red PROLID.